miércoles, 26 de noviembre de 2008

Bla, bla, bla (o de lo que hablan los directivos y la realidad)

Llevo ya varios días leyendo por todos lados titulares y artículos que hablan de lo mismo, las muchas horas que trabajamos en España, y lo poco productivos que somos, siempre comparándonos con otros países. Hablan de que hay que dirigirse a un nuevo modelo de trabajo, donde se facilite el teletrabajo, los horarios flexibles, y todo ese tipo de cosas.

Justo en ese momento, uno se pone a revisar los logs de la aplicación en la que trabajamos y… anda, si alguien ha estado entrando en el programa durante el fin de semana. Entró a eso de las nueve de la noche del sábado, y el último movimiento lo hizo a las once y media!!!! Y yo a esas horas ni estaba en casa.

Bien, de este log saco dos conclusiones. La primera es que en mi proyecto, efectivamente, existe el teletrabajo. La segunda es que, también tenemos horarios flexibles. La contradicción llega en que en estos artículos se hablaba de teletrabajo en la jornada normal de trabajo, y que el horario flexible era para pasar tiempo con la familia, y exclusivamente con la familia, no trabajar estando al lado de la familia (en el mejor de los casos).

Sigo paseando por los logs de la herramienta, y empiezo a revisar el tiempo que tiene registrado la gente dentro de la misma, y llego a encontrar una persona con 15 horas de trabajo en un día!!!!!!!!!!!! Lo peor de todo fue la felicitación del boss al día siguiente, y sus indicaciones diciendo que tenemos que aprender de esta persona.

Estimado jefe, el que debe aprender es usted. Quizás debería comprobar que después de la quinta hora de trabajo de ese día, todos los cambios que hizo esa persona en el sistema tuvieron que volver a modificarse, por que había algún error.

Conclusión: Ojala tengan razón y podamos teletrabajar y tener horarios más flexibles, pero del mismo modo que se habla en las reuniones, no de esta forma. En serio, cada día veo más borreguismo en esta profesión, y escucho más aquello de “Si jefe, lo que usted diga”. ¿Dónde está el dialogo? Y lo peor, ¿donde está la vida en privada de cada uno? Esta gente se cree que nos hacen un favor, y realmente lo que están haciendo es hundirnos en la miseria.

3 comentarios:

Anónimo dijo...

Ese jefe es tontolculo, o si más no, poco avispado.

El jefe cabrón se calla y se las apunta, y pa cuando alguien pide algo, resulta que esas 15 horas + otras tantas, han sobrepasado el número de horas del proyecto y que no es rentable, y el trabajador muy poco eficiente.

Undomain dijo...

Desgraciadamente eso es lo normal.... no se mira la calidad del trabajo, sino la cantidad de horas.

¿Teletrabajo? Juas!!
El dia que implanten eso, se quejaran de que las cosas no están a determinadas horas del palo "¿como que han terminado esto si tenias todo el fin de semana para hacerlo?".

Sinceramente... con la mentalidad directiva de nuestro pais es mejor que no se pueda trabajar desde casa.

Fampi dijo...

Dicen que no somos productivos...
Si el jefe hace como que me paga, yo hago como que trabajo.